MELIPONAS EN COLOMBIA

Share

En Colombia encontramos 14 géneros y nueve subgéneros con aproximadamanete 120 especies identificadas hasta ahora , conocidas como angelitas, perreras, candela, guare, y otros que varían según la región del país. Se han encontrado desde el nivel del mar hasta los 3.400 m de latura, notándose su preferencia por los bosques secos y húmedos tropicales y bosques muy humedos premontanos. Un porcentaje pequeño (9,32%) de abejas sin aguijón pertenecen a la fauna de abejas altoandinas; once especies habitan por encima de los 2.500 m y llegan hasta los 3.400m; el resto de las especies están distribuidas a menores alturas, con el máximo número de especies entre los 500 y 1.500 metros sobre el nivel del mar.

Nidificación
Las Meliponinos nidifican en casi cualquier cavidad que encuentren disponible, desde agujeros de arboles, piso o paredes, incluyendo tumbas de los cementerios, hasta nidos abandonados de cerambícidos o nidos vivos de Nasutitermes (termitas) y hormigas, acondicionando estos sitios a sus necesidades; tambien son capaces de hacer nidos completamente subterráneos, hasta cuatro metros bajo tierran (por ejemplo: Geotrigona), completamente expuestos, pendientes de ramas de árboles (Paratrigona) o sobre paredes de edificiaciones (Partamona). La entrada al nido puede ser un tubo de cera, ya sea recto (como en Scaptotrigona, Nannotrigona o Tetragonisca), en forma de trompeta (Tetragona, algunas especies de Melipona) o un orificio por donde sólo cabe una abeja.

El principal material utilizado en la construccion del nido es el cerumen (mezcla de cera secretada de los tergos metasomales y resinas o gomas recolectadas por las abejas); algunas especies adicionan otros materiales, tales como pedazos de ojas, ramas, excrementos, barro y, aun, productos artificiales como brea y pintura. La mayor parte de las especies construye en el plano horizontal, con celdas de tamaño uniforme y cilíndricas (excepto por algunas especies que hacen celdas reales). Generalmente, la región de cria esta rodeada por un involucro, estructura consistente en capas de láminas de cera superpuestas pero dejando espacios para circulacion de abejas. A diferencia de Apis mellifera, las celdas son aprovisionadas masivamente, en seguida la reina pone un huevo y las obreras cierran la celda (APO). El alimento es depositado en potes especiales, de mayor tamaño y más anchos que las celdas, generalmente ubicados en las proximidades de la región de la cría. El tamaño de las colonias es bastante variables y va desde especies de Melipona con poblaciones que no pasan de 100 a 500 abejas, hasta otras como Trigona spinipes que pueden contener algo más de 100.000 individuos. El nido más grande que se conoce es de Trigona amazonensis; esta especie hace nidos expuestos, de resina, de unos seis metros de largo por un metro de ancho.

No se sabe mucho acerca de la forma como las abejas sin aguijón se aparean. Se sabe que realizan vuelos nupciales, y que por lo general las reinas se aparean con un solo macho. Sin embargo, se han detectado algunas especies (T. angustula, S. postica) que pueden tener apareamientos múltiples. En abejas de género Melipona no hay congregación de machos cerca del nido, mientras que en abejas del género Origina, los machos se reúnen a la entrada de los nidos.

Ciclo de desarrollo
Al igual que todos los Hymenoptera su ciclo de desarrollo pasa por las etapas de huevo, larva, prepula, pupa y adulto (metamorfosis completa). Su duración depende de la especie. En las baejas del género Trigona las obreras y los machos se desarrollan en el mismo tipo de celdas, mientras que las reinas tienen celdas de mayor tamaño. En el género Melipona todos los miembros de la colonia nacen en celdas iguales. La producción de cría sigue una secuencia muy bien establecida, pero tiene sus variaciones entre especies: construcción de celdas, aprovisionamiento, postura del huevo y operculación de la celda. Este proceso se caracteriza por intensas interrelaciones entre los miembros de la colonia.

A diferencia de Apis mellifera, las obreras de algunas especies pueden poner huevos en presencia de la reina; dependiendo el tipo de huevo su destino es diferente: hay huevos estériles, troficos, cuyo objetivo es servirle de alimento a la reina antes de la oviposición; estos huevos son de forma y tamaño diferente a los huevos fértiles, también puestos por las obreras, pero que darán origen a machos. Es interesante notar que la mayor parte de los machos producidos en una colonia de abejas sin aguijón son hijos de obreras
Defensividad

A pesar que su aguijón es reducido o ausente, no están indefensas. Exhiben diversos mecanismos, desde en simple hecho de huir, hasta el ataque furioso de muchas obreras, mordiendo, impregnando de resina o aun depositando sustancia cáusticas sobre la piel del individuo, como es el caso de las abejas del género Oxytrigona. Además, las formas de las entradas al nido, los sitios de nidificación y la misma arquitectura interna representan estrategias para que los agresores desistan de sus intentos.